Las mejores rutas por Madrid y alrededores

Marta 24 agosto, 2015 0
Las mejores rutas por Madrid y alrededores

Las mejores rutas por Madrid y alrededores

Vivir en la ciudad tiene muchas ventajas, pero también tiene inconvenientes. El tráfico es uno de los problemas que más se nota en ciudades tan pobladas como Madrid, donde apenas puedes conducir sin frenar cada 25 segundos. Este es un gran problema para los moteros, sobre todo para aquellos que compraron su moto esperando poder hacer largos recorridos disfrutando de la carretera.

Si vives en Madrid no tienes porqué dejar de lado tu sueño de hacer largas rutas. Tenemos bastante cerca la Sierra Madrileña, la cual parece encontrarse a miles de kilómetros de la ciudad, por lo diferente y peculiar de sus paisajes. Puentes Viejas, Horcajuelo de la Sierra o Las Lagunas de Peñalara (Segovia) son algunas de las rutas que los madrileños más transitan. Algo que sí tiene muy bueno el vivir en ciudad es que la mayoría de gente que tiene moto forma parte de algún grupo o club que se dedica a salir de ruta los domingos o días de fiesta. Siempre se disfruta más compartiendo la carretera con otras personas que tienen las mismas ganas que nosotros de quemar rueda.

Por otra parte, tenemos que pensar en las situaciones que pueden ocurrir si nos vamos a lugares lejos de casa con la moto. Puede haber algún problema en la carretera, con nuestra moto o incluso puede sucedernos algo a nosotros mismos, y por eso debemos tener nuestro seguro de moto en orden. En La Mutua podremos conocer los seguros más baratos y completos para nuestra moto y también para poder tener la seguridad y tranquilidad de que estaremos cubiertos ante cualquier imprevisto. Debemos recordar, por si hay algún despistado, que los seguros de coche y moto son obligatorios por Ley y que en caso de no disponer de él o no tenerlo en regla estaremos incurriendo en un delito.

Anímate a probar las rutas que te hemos mencionado antes, sólo, con tu pareja o con amigos y no dejes que el tráfico de la ciudad, los semáforos y la conducción de los demás frenen tus ganas de aire. Además, precisamente el aire es algo a tener en cuenta, ya que en la ciudad no encontraremos el aire más “sano” y, sin embargo, en la montaña notaremos la diferencia del aire puro y fresco.